Próximos Carteles
Enero 2020
Add event Envíar evento
M T W T F S S
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Facebook Fan
Los Dardos del Bardo > ¡ORGASMO!!!

¡ORGASMO!!!

Publicado por Bardo De La Taurina el 5/1/2020
¡ORGASMO!!!
Este país como todos, tiene sus características, algunas que llegan a rarezas y entre ellas está esa de los dichos o expresiones que muchas veces son más precisas o ilustrativas que mil palabras, además de que hay que decirlo que el origen de muchas de estas expresiones nos vienen de otros lares como esa de;

‘Hacer el caldo gordo’ que obviamente no lo hace ningún chef sino que en el estricto sentido le va a muchos casos, a quienes no tienen mucho de oficio o de dedicación a algo productivo y pa’ llenar sus espacios, pues les da por ‘Hacerle el caldo gordo’ a lo que se vaya presentando o como ‘Vaya saltando la liebre’ y uno de esos guisos favoritos en el ámbito de lo taurino, que prende la cazuela es cuando se van lidiar toros de ‘Piedras Negras’, en la Plaza México a partir de lo cual el mitote va degradándose según sea el comal, donde se presenten los bienaventurados de la corbata colgante.
Mas como de una forma o de otra referirse a ‘Piedras Negras’ es sinónimo de expectativa o de motivo pa’ el jelengue del esnobismo, pues esta vez no iba a ser la excepción y por ello desde que presentaron los malamente prefabricados carteles de la temporada del frío, los cocineros del argüende, que no los chefs que ellos tienen otra categoría, se pusieron el trapo grasoso alrededor de la cintura o de la panza y nada de pegarse al fogón sino más bien al lavadero y a levantar espuma en algunos casos, con conocimiento, en otros con pura lengua como los tacos del dicho y otro con puras boberías como la de ese exhibicionista de las redes sociales que además debe de ser rucailo por lo vetusto de la referencia que dijo; -Enrique Ponce no quiere torear ‘Piedras Negras’ porque sabe que un toro de esa ganadería mató a Alberto Balderas-.
Y sin ánimo de ‘Hacerle el caldo gordo’ al tipo yo preguntaría ¿usted cree que Enrique Ponce sabe quién fue Alberto Balderas?, ¿Y que lo mato un toro de ‘Piedras Negras’?, ¿Y que eso ocurrió hará unos ochenta años?, pero no crea usted lector que el viejo “erudito” ahí terminó su jalada ¡no, no, no!, todavía menosprecio a la propia ‘Piedras Negras’ al decir que la causa por la que murió ‘El Torero de México’ fue porque llevaba un terno amarillo, esto lo cita mi menda, no porque valga un cacahuate la referencia como tal sino que en ese tenor van muchas de las, ‘No me ayudes compadre’ que en favor de esa ganadería se hacen sin ton ni son, como es otra de que ese hierro equivale al Miura Mexicano.
Algo me queda claro, que sus incondicionales después de la última tarde anterior a esta en la capital difícilmente los siguieron a Teziutlán, Aguascalientes, Tlaxcala, pero es ahí donde ‘Piedras Negras’ se hace diferente y es que siempre será tema de conversación aunque sus feligreses de nuevo cuño muchas veces no sepan ni lo que antecedió a lo hoy lidiado, ni menos sepan, lo que es bravura.
Y pa’ no dejar cojo el que estos toros merecían otros toreros como el mencionado Enrique Ponce, Sebastián Castella y Andrés Roca Rey pa’ ser lidiados, creo presuponer que hará muchos meses que algún emisario de la empresa le ha de haber preguntado al ganadero, ¿tienes una corrida pa’ México?, pagamos tanto y a otra cosa mariposa… ¿Cómo pensar entonces? que el ganadero hubiese opinado, quien le hubiese gustado que lidiara sus toros, aunque si se puede pensar que por una cercanía, si haya propuesto alguno de ellos.

Llegó La de Reyes con un cartel que era eso, solo un cartel, donde se vio una lidia-faena que por respeto ni la comentaremos, ya que no lo podemos hacer, si nos vamos a referir en el mismo texto a las históricas del genial Rodolfo Gaona al toro ‘Revenido’ (cuyo boleto original que data de 1924 usted lo podrá ver con el resultado de la corrida aquella en el anverso en http://charlasdeltupinamba.blogspot.com/. Boleto, el cual estoy pensando seriamente a quien se lo obsequio), tampoco ni comparación con la del maestro “Armillita” al toro ‘Nacarillo’ que en el libro ‘Embrujo y Fantasía… historias con leyenda’ que se va a presentar en El Palacio de las Bellas Artes nos dicen fue brindado al ganadero Don Eduardo Iturbide, faena que resultó una Fiesta del Pase Natural y desde luego viene a la palestra la del poderoso Mariano Ramos a ‘Timbalero’.

Y solo decir que el sexto de la tarde piedranegrina provoco entre los fans que eran menos pájaros que los que caben en una jaula, algo de magnitud a orgasmo en el termómetro invernal, y permítase referirme al torero Gerardo Rivera como un eslabón potencial al que sus apoderados o mentores o mecenas o apoyadores le deberán de poner un catedrático en faena de orientación, porque el joven vale la pena llevarlo, propiamente en todos sentidos, ya que esta tarde dio la impresión de que no sabe matar o que se arruga a la hora de la suerte suprema, y si no es así ¿por qué no lo desaceleraron? por una parte (como en el 3ro. con la capa que toreo hondo) por otra lo debieron de haber mandado a que se acercara a las tablas a darle la espada de matar y decirle, aconsejarle, instruirlo y hasta ordenarle que en el momento que surgiera el clímax de oles ¡cómo va, que se tirara a matar! Pa’ que el triunfo fuera de él, y no del ganadero, me refiero al Gerardo Rivera porque el muchacho tiene la onza, la que por cierto sin una súper labor de convencimiento de su equipo, igual y no regresa en la segunda parte de la temporada, y otro detalle que hubiese sido de mucha categoría, elegancia y hasta justicia, aunque a todo mundo le haya pasado de noche, cuando toma los tres pares de banderillas pa’ invitar a sus alternantes a cubrir el tercio y al ver que “El Chihuahua” estaba en la enfermería, debió de haber sacado la clase, el señorío e invitar en representación a cubrir el turno al banderillero de confianza de Antonio García, eso es categoría y tan es válida que ¿Qué sucede cuando un matador ya con la faena hecha se ve precisado a ingresar a la enfermería? Si la faena merecía la oreja el apéndice se le entrega a su banderillero de confianza, ¿entonces dónde quedó la clase?

¿En un ruedo con agujeros?, ¿en un estribo donde un torero no lo pudo usar pa’ ambientar la suerte de garapullos?, ¿o en un callejón donde un tipo se deja ver con máscara de luchador?... ¡no pepitas! en época de castañas. Y ya sabemos a quién no le traerán los Reyes Magos regalo, no piense mal no hablo del juez, el que a pesar de los pesares y sin que hubiese pesado la faena, (por eso era importante que la rematara el torero) peso su criterio torístico. Porque es obvio que algunos pañuelillos de dudosa procedencia o interés, no lo iban a impresionar.





Explorar artículos
Artículo anterior Parloteo Palero En la Plaza México podría haber un muerto Artículo siguiente
Votos totales: 0
Puntuación media: 0
Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.
Autor Hilo
Publicidad